Odio cuando hablan entre dientes…

Ⓒ wawawiwadesign

¿Te imaginas que la tan alabada dieta mediterránea es agua pasada? Muchos opinan que ya es una realidad. Y razón no les falta, a juzgar por los últimos datos publicados de la FAO, la Organización de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura, en su informe sobre el efecto de la nutrición en la población y cómo mejorar su situación. Y son datos alarmantes, y que corroboran que la dieta de la que presumimos, no la practicamos o hacemos mal uso de ella. Los números están ahí, cada día somos más obesos.

Según la FAO, en nuestro país, el 24,1% de los adultos españoles sufren problemas de obesidad. Y es una cifra en alza que tiene que ver, explica, por el estilo de vida. Comer rápido a deshoras, saltarse la comidas, abusar del “fast food” son algunas claves, ¿te suenan? Pero hay aún más, no solo tenemos esta cifra, curiosamente estamos entre los tres países con mayores problemas de obesidad, por detrás de Irlanda, (24,5%) y Reino Unido (24,9%). Y ellos, señores, no tienen dieta mediterránea.

clinica-dental-guadalajara
Ⓒ Clínica dental Los Valles – Invisalign

En palabras de la experta Anabel Cabezas, Dietista-Nutricionista y Educadora en Obesidad Infantil, “los niños toman demasiado azúcar camuflada en forma de batidos, zumos industriales, bebidas azucaradas y postres lácteos”, y anima a los padres y tutores “a ofrecer y ser ejemplos del consumo de fruta en vez de zumos, leche en vez de batidos y yogurt naturales en vez de postes lácteos”.

En los niños publica que cuatro de cinco niños con problemas de peso ahora, continuarán siéndolo de mayores sino ponen remedio y en práctica buenos hábitos alimenticios.

¿Qué se considera un buen hábito alimenticio?

  • Tomar fruta y verdura, entre 5-7 piezas.
  • Incorporar en la alimentación pescado, tres veces a la semana.
  • Consumir ‘un puñado’ de frutos secos, al menos, tres veces a la semana.
  • Beber agua suficiente, al menos de 1 a 1,5 litros/día.
  • Sustituir los lácteos enteros por semi o desnatados.
  • Realizar al menos tres comidas principales diarias y una o dos pequeñas comidas saludables entre horas.
  • Llevar una vida cotidiana activa y dedicar al menos 30 minutos diarios a la actividad física

 ¿La salud bucodental está relacionada con nuestra nutrición?

¡Claro que sí! Evitamos problemas de corazón, diabetes, o problemas bucodentales como la caries, o males mayores, como el cáncer oral. Recordemos el caso de Mayra Gómez Ken, y el buen consejo de su dentista para que visitara con urgencia un especialista oncólogo.

La salud bucodental es una de las partes importantes íntimamente relacionada con la nutrición, y conectada con el resto de nuestro cuerpo. Porque todo está relacionado, hasta el simple hecho de comer la piel de la fruta, no solo te ayuda aportándote fibra y vitaminas, sino que fortalece el calcio de tus dientes.

dientes-tratamientos-guadalajara


¿Qué buenos hábitos me ayudan con mi salud bucodental?

Recordemos algunos de ellos, que mantendrán nuestra boca sana como una manzana:

  • Lavarse los dientes después de cada comida, al menos tres veces al día.
  • Mantener una buena higiene dental, cambiar los cepillos dentales cuando estén doblados, y usar hilo dental.
  • No tomar exceso de dulces, ni gominolas, son blandas y suelen adherirse a los dientes, dificultando su limpieza.
  • No olvides tu limpieza dental anual, tus dientes te lo agradecerán.
  • Acude a la revisión de tu dentista, no tengas miedo a consultarle, y ve, al menos, una vez al año. Lo notarás 😉

Fuente: FAO. FESNAD

Lo más reciente

Comparte este artículo

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest

Síguenos