Refrescos y dientes, ¿mala combinación para tu salud bucal?

Ya sabemos todos que los refrescos no son muy saludables, que están llenos de azúcar y cosas que empiezan con E-, conservantes, colorantes. Pero a pesar de eso las fiestas de cumpleaños de los niños, incluso de los más chiquitines, aparecen salpicadas de botellas enormes llenas de líquidos burbujeantes de los colores más llamativos posibles, y ¡claro! los que sean padres en estos tiempos ya saben que toca fiesta de cumpleaños casi semana sí, semana también.

El problemas de los refrescos

El problema de los refrescos no es simplemente su contenido en azúcar, es que todas estas bebidas tienen un “ph ácido” que debilita el esmalte dental y hace nuestros dientes más débiles a los ataques de las bacterias que producen las caries, con más virulencia si además añadimos azúcar al festín.

Algunos padres de buena fe decidimos que lo mejor es cambiar los refrescos por zumos de frutas. Pero, ¿con los zumos de frutas pasa algo parecido? Su ph también es ácido y también llevan azúcar, y a veces la fruta es solamente testimonial. Lo peor es que los niños van dando sorbitos a cada rato del zumo o refresco y se pueden pasar media tarde así. A cada sorbo el ataque ácido comienza de nuevo y las bacterias alimentadas por el azúcar atacan sus dientes (y los nuestros).

Otra cosita a considerar es la cantidad de colorantes que llevan los refrescos en su composición. Cuando el esmalte se debilita por el ácido es más sensible a mancharse con cualquier sustancia colorante.

refresco

¿Qué podemos hacer con los refrescos?

  • Pues para empezar retrasar el inicio de consumo de este tipo de refrescos, todo lo es posible. El ejemplo es fundamental con los niños, así que si nosotros tampoco las consumimos, o lo hacemos poco, las ventajas serán para todos.
  • Acostumbrarse a beber agua es lo mejor.
  • En el caso de tomar refrescos o zumos procurar que sea de unos cuantos tragos y no dar pequeños sorbitos durante mucho tiempo.
  • No lavar nuestros dientes de inmediato, esperar unos 40 minutos para hacerlo. Enjuagar nuestra boca con agua, comer algo de queso o masticar chicles sin azúcar nos ayudará a recuperar el ph de la boca más rápidamente.

Recuerda que es mejor prevenir que curar y que nuestra primera consulta odontológica en nuestra Clínica dental en Guadalajara es siempre gratuita.

Lo más reciente

Comparte este artículo

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest

Síguenos